Pizzerías Carlos

La franquicia Pizzerías Carlos es un negocio de restaurantes familiares, acogedores, jóvenes y dinámicos, que centra su carta en pizzas elaboradas artesanalmente, con una gran variedad de sabores, que el cliente también puede disfrutar desde su casa, gracias al servicio delivery.

Con un concepto de restaurante “Casual Food”, la franquicia Pizzerías Carlos basa su éxito en una carta sencilla y simplificada, de tipo informal, donde destacan los productos frescos y de excelente calidad, los precios asequibles, acercándose más al concepto “gourmet” que al fast food.

En cuanto a sus locales, son espacios con una cuidada decoración, que hace de ellos un espacio agradable, acogedor y distendido, donde además, el cliente pueden ver cómo se elaboran todos los productos, a través de una vitrina con vista al show cooking.

Pizzería Carlos, la pizza que recordabas se ha convertido en el transcurso de estos años en un modelo exclusivo de restaurante italiano, con reparto a domicilio y quizás la mejor relación calidad precio del mercado actual, con un ticket medio en sala de entre 8 y 12 euros por persona, en el top en cuanto a la calidad de los productos que ofrecemos a nuestros clientes.

Brindamos una posibilidad cierta y rentable, a compartir con emprendedores dispuestos a crecer con nosotros en el mundo de la restauración.

Las principales ventajas de ser franquiciado de Pizzerías Carlos son:

  • Al convertirte en franquiciado de Pizzerías Carlos recibirás un total apoyo durante toda la relación.
  • Accederás a una estructura de empresa experimentada y especializada, con más de 20 años de trayectoria y casi 50 restaurantes operando en toda España (19 de ellos propios).
  • El equipo de la central te proporcionará soporte en los ámbitos de formación, supervisión de obras, herramientas de gestión, financiación, búsqueda de local, jurídico, etc.
  • Además, tendrás acceso a acuerdos de financiación con entidades Bancarias.
  • Accederás a un modelo de negocio que ofrece altos valores de rentabilidad.