Lizarran

La franquicia Lizarran es una franquicia de cervecerías y tapas nacida en la población costera de Sitges en el mes de agosto de 1998. Se trata de un modelo de negocio que bebe de la costumbre popular del tapeo en el norte español.

En sus establecimientos proporciona al cliente una experiencia distinta y original, en los que es posible degustar una sabrosa cocina en miniatura, con las tapas y pinchos como principal oferta, y con unos valores empresariales que se sustentan en:

  • Impulsar el elemento lúdico de la gastronomía.
  • Lograr que el tiempo y el dinero que el consumidor dedican a la comida sean más óptimos.
  • Promover la comunicación entre nuestros clientes.

La totalidad de su estructura está focalizada a proporcionar el servicio de máxima calidad a sus asociados, a quienes ayuda de manera constante en la gestión de su empresa.

La franquicia Lizarran la forman tabernas que incluyen más de 300 pinchos distintos, que el consumidor escoge, sirviéndose de la barra, y también cuenta con una abundante variedad de especialidades del norte. El programa Lizarran Origen Tradición asegura al franquiciado una elevada calidad en los productos, todos ellos frescos y trasladados directamente de sus áreas de producción, al mismo tiempo que proporciona un precio inmejorable.

Su extensa carta de vinos incluye las principales denominaciones de origen de España y también ofrece sus marcas propias de sidra, txakolí, rosado y, por supuesto, Rioja.